Que difícil es concentrarse en estudiar, cuando solo se piensa en la chica que nos gusta, por eso tenemos esa vocecilla que nos dice que dejemos espacio en nuestra mente para los estudios que hay que aprobar exámenes.